Después de que nuestro jocoso compañero George Martínez se animara a reanimar este blog tenemos que ponernos serios y volver pronto al ruedo. Para ello quiero seguir con una serie de artículos en el que repasaba las mejores y peores películas de la última década, esta vez toca el año 2002. Here we go!

Vamos a ir como siempre por orden alfabético, y primero comenzaremos por las pelis con número. La primera es “28 días despúes“, un film británico de culto sobre zombies, resultando ser bastante exitoso. Una película entretenida del sobrevalorado director Danny Boyle, poco típica dentro de su género. También en Europa, concretamente en Francia, se realizaba una entretenida cinta de comedia – misterio llamada “8 Mujeres“, y para poner la nota estadounidense se realizó otra entretenida película que tenía como protagonista al guaperas Josh Harnett, quien no podía tener sexo en “40 días y 40 noches“.

Con la letra “A” empezamos por “Adaptation (El ladrón de orquídeas)“, una rarísima y aburrida película protagonizada por Nicolas Cage y dirigida por Spike Jonze. Sacha Baron Cohen nos hacía un guiño y protagonizaba “Ali G Indahouse“, su  primera loca aventura en el mundo del cine. Y ya nos hablaba el señor Martínez el otro día de que ese mismo año se rodó “Astérix y Obélix: Misión Cleopatra“, así que si queréis saber más sobre este film leed su artículo.

Mr. Spielberg nos ofrecía “Atrápame si puedes“, entretenida película protagonizada por Leo DiCaprio y Tom Hanks. La continuación de las aventuras del vampiro negro más famoso era “Blade 2“, digna secuela dirigida por Guillermo del Toro, con un divertido cameo de Santiago Segura. Y para seguir con actores españoles hablaremos de Antonio Resines y José Coronado, protagonistas de un flojo thriller nacional: “La caja 507“.

El Caso Bourne” fue un soplo de aire fresco para el género de intriga y acción, lástima que le sucedieran varias secuelas infumables. Una segunda parte que no decepcionaba tanto era “Cube 2: Hypercube“, la entretenida continuación de la famosa película de culto.  La que ponían por las nubes y a mi no me gustó nada fue “Ciudad de dios“, del brasileño Fernando Meirelles.

Y ahora viene una oleada de decepciones, comenzando por “El dragón rojo“, la tercera parte de “El silencio de los corderos“, a pesar de ser una precuela. Pese a contar con la presencia de Edward Norton y Ralph Fiennes la película no tenía que haberse hecho. Pero mucho peor fueron “Enemigos: Ecks contra Sever“, con Antonio Banderas, “Ghost Ship” y “El esmoquin“, de Jackie Chan. Malas hasta decir basta.

Ahora le toca el turno a Martin Scorsese, con su “Gangs of New York“, para mí una de sus más flojas películas. Floja también fue “Harry Potter y la cámara secreta“, y tampoco merecía la pena “Halloween Resurrection“, otra entrega de una saga que cada vez se hundía más.

Creo que hablo también en nombre de George cuando digo que nos encanta “Jackass, la película“, la primera entrega de las divertidísimas aventuras de unos especialistas de cine comandados por el gran Johnny Knoxville. Lamentablemente las que vienen ahora no valían demasiado la pena: “Mi gran boda griega“, “Men in black 2” y “Minority Report“. Y pasables eran “La máquina del tiempo” y “Miedo punto com“.

James Bond volvía encarnado por Pierce Brosnan, bien acompañado de Halle Berry en “Muere otro día“, nada destacable, pero para pasar el rato, como ” Otra terapia peligrosa“. Y de chiste era “Nunca más“, en la que Jennifer Lopez aprendía artes marciales para poderle hacer frente a su abusador marido.

La que sí merece ser destacada es el genial musical español “El otro lado de la cama“, la mejor película de Emilio Martínez Lázaro. Una comedia muy entretenida y fácil de ver, gracias a los grandes Ernesto Alterio y Alberto San Juan. Muy inferior, aunque se dejaba ver, era otra comedia nacional: “El robo más grande jamás contado“.

Otras que se dejaban ver, estas ya estadounidenses, eran “Scooby Doo” y “Retratos de una obsesión“, ésta última más destacable y protagonizada por un buen Robin Williams. La que ya costaba más tragarse era “The Ring (La señal)“, una mala película de terror que no había por donde coger.

Regulares eran “Soy espía“, “Señales“, “Transporter” y “xXx“, mientras que “El señor de los anillos: Las dos torres” seguía en su línea de buen entretenimiento.

Woody Allen también estrenó película ese año, aunque desgraciadamente para mí fue de sus peores y más aburridas obras: “Un final made in Hollywood“. Y como hay que acabar con buen pie lo haremos recordando uno de los mejores títulos del año, “Spider-Man“, posiblemente la mejor adaptación de un comic que se haya llevado a la gran pantalla, y todo ello aderezado con los grandes Tobey Maguire, Willem Dafoe y James Franco.

Las películas más destacadas del año: El otro lado de la cama y Spider-Man

La peor película del año: Enemigos: Ecks contra Sever

Actor del año: Ernesto Alterio?

Actriz del año: ¿?

Anuncios
comentarios
  1. Veo que había ganas de trabajar eh señor Will? En efecto, es un gran artículo flashback, pues no sólo nos refresca la memoria cinematográfica colectiva del ya lejano 2002, sino que sus críticas están muy acertadas. Por cierto, sabe que comparto de sobra la opinión de que Knoxville es un grande jajaja.

  2. Will Saez dice:

    Jajajja ya ves, había que ponerse a tope.

    Próximamente publicaré el del 2003, espero que también le guste.

    Por cierto, me dejé alguna peli por comentar, como “Arac Attack”, pero vamos, que tampoco las vais a echar en falta jajjaa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s